El baterista de Def Leppard, Rick Allen, dijo que se está recuperando de un ataque a principios de este mes frente a un hotel de Florida.

Allen, quien estaba en el sur de Florida para actuar en el Seminole Hard Rock Hotel and Casino, fue atacado mientras tomaba un descanso para fumar un cigarrillo frente al hotel Four Seasons en Fort Beach, Lauderdale.

La policía arrestó a un hombre de 19 años, pero dijo que no tenía motivo para el ataque. No identificaron ni al sospechoso ni a Allen en el informe policial.

Pero en una publicación en las redes sociales, Allen, de 59 años, dijo que estaba agradecido por todo el apoyo que había recibido de sus fanáticos. Dijo que también estaba aliviado de que su esposa, Lauren, no estuviera con él cuando ocurrió el incidente, y que «ahora están trabajando para recuperarse en un espacio seguro».

La policía dijo que el agresor se escondió detrás de un pilar afuera del hotel mientras Allen fumaba un cigarrillo. El hombre corrió hacia Allen, tirándolo al suelo.

Según el informe policial, una mujer vio caer a Allen y corrió a ayudarlo, y luego el hombre la atacó.

Luego, el hombre corrió a otro hotel y procedió a romper las ventanas del automóvil hasta que los testigos lo detuvieron y llegó la policía. Fue arrestado y acusado de dos cargos de asalto y agresión, cuatro cargos de conducta delictiva y abuso de un adulto mayor o discapacitado.

Allen perdió su brazo izquierdo en un accidente en 1984.

En una foto publicada en Instagram, Allen vestía una camiseta azul de la policía de Fort Lauderdale.