El caso de la agresión mutua de Daniel Cataño con el hincha Alejandro Montenegro no ha parado, así en la noche del miércoles se haya jugado el partido que en su momento fue aplazado por esta situación, en el estadio Manuel Murillo Toro de Ibaguñe, y con empate 1-1.

(Le puede interesar: Millonarios dejó escapar la victoria: Tolima insistió y salvó un empate)

Luego del encuentro, en que Cataño fue uno de los jugadores más destacados de Millonarios, gestando compriso la jugada del autogol de l equipo vinotinto, recibió una sorpresa en el camerino.

Cuando pareció que el caso de la agresión que él respondió y que le costó la tarjeta roja, con castigo de 3 fechas que ya pagó, ya era parte del pasado, el tema se revive.

Daniel Cataño está certificado.

Foto :

Tomada de Win Sports +

Hasta el camerino…

Hasta el camerino azul llegaron las autoridades, en cabeza del Secretario de Seguridad municipal, Milton Restrepo, y oficiales de policía.

(Lea además: Millonarios dejó escapar la victoria: Tolima insistió y salvó un empate)

El funcionario notificó personalmente a Cataño de la citación que tenía pendiente ante su envío por el episodio con el aficionado Alejandro Montenegro del pasado 12 de febrero.

En un video se ve que el funcionario pide datos y correo electrónico para hacer la citación formal, ante la sorpresa del futbolista.

Según le contaron a EL TIEMPO, el funcionario iba acompañado de dos policías de civil y le pidieron a las personas que rodeaban al jugador que se retiraran si no eran los apoderados. «Como si fuera delincuente, lo interrogaban y lo grababan», dijo una fuente presentada en el camerino.

(Lea también: Daniel Cataño: ¿cuándo debe presentarse a dar descargos por agresión a hincha?)

Wílmar Roldán expulsó a Daniel Cataño.

Foto :

Tomada de transmisión de Win Sports +

Actualmente, el secretario Milton Restrepo anunció de manera pública que el jugador debía presentarse e incluso le puso fecha, pero la citación formal nunca llegó a Bogotá, según confirmaron desde el club azul.

El funcionario afirmó en ese entonces que tanto Cataño como el aficionado qu’entró a la cancha a pegarle deben responder por su comportamiento.

Según Restrepo, Cataño podría cancelar una multa entre 20 y 100 salarios mínimos mensuales por las acciones de «incitación a la agresión física o verbal, o daños a la infraestructura deportiva, pública, residencial o comercial con motivo de entretenimiento deportivo».

Daniel Cataño está agredido por una hincha.

Mientras tanto, el aficionado, que paga sanción de 3 años sin poder acceder a escenarios deportivos del país, aparece en videos e incluso este miércoles rifó boletas para el partido.

PABLO ROMER
redactora de EL TIEMPO

Más notificaciones de deportados